Crema de centella asiática, la solución idónea a los problemas cutáneos

 en la categoria General

Cuando nos referimos a problemas cutáneos nos estamos refiriendo a problemas de la piel, o relativo a ellos. Los problemas en la piel son muy habituales, sobre todo en personas con tendencia a tener piel sensible o atópica. La crema de centella asiática tiene componentes que actúan contra pieles agredidas.

El cambio de temperatura puede ser perjudicial para nuestra piel. El frío o el calor excesivo, la sequedad del ambiente, los rayos del sol o el uso de algunos medicamentos son factores externos que pueden alterar la barrera de la piel.

La piel está agredida cuando hay una alteración en la barrera cutánea lipídica de esta, provocada por diversos factores.

Factores que alteran la barrera cutánea

  • Externos: el frío, los rayos solares, el viento o la contaminación.
  • Factores más puntuales: rasguños o rozaduras.
  • Internos: edad, sexo o estilo de vida.

Al alterarse la barrera cutánea que actúa como escudo protector natural, las pieles agredidas se vuelven vulnerables.

Para evitar este desequilibrio, aliviar irritaciones o reparar la epidermis, devolviendo a la piel su función barrera natural, y recuperando así su estado natural y bienestar, debemos actuar rápidamente.

Esto es precisamente lo que hace la crema de centella asiática. Blastoactiva es un reparador dermocelular con centella asiática, un cosmético que activa, repara y renueva las pieles agredidas y que está testado dermatológicamente.

La combinación de asiaticósido y ácido asiático, los activos seleccionados de la centella asiática, alivian las irritaciones y activan el proceso de reparación y renovación de la epidermis.

Crema de centella asiática

Problemas cutáneos más comunes

Mantener la piel cuidada y sana es muy importante. La piel nos protege contra la entrada de gérmenes o agentes externos que puedan dañarnos. Es decir, actúa como escudo protector. Asimismo, previene la deshidratación y regula la temperatura del cuerpo.

Ciertos factores pueden causar picor, hinchazón o enrojecimiento en la piel. A estas alteraciones de la piel las llamamos problemas cutáneos, como por ejemplo los eritemas solares o el acné. Por otro lado, están las enfermedades de la piel.

El acné es uno de los problemas cutáneos más comunes. Todas las personas lo pueden sufrir sin importar la edad y el sexo. Aunque es habitual que el acné aparezca en adolescentes y jóvenes. Los factores de riesgo son el desajuste hormonal, algunos medicamentos, alergias a productos cosméticos, uso de productos grasos, maquillaje o alimentación.

La aplicación de la crema de centella asiática se recomienda en casos de irritaciones por el frío, sequedad, agresiones superficiales en fase de poscicatrización, marcas de acné superficiales o eritemas solares.

También se aconseja su uso para después de ciertos tratamientos estéticos como: afeitado, láser, depilación, tatuajes, post rayos uva o peeling.

Marcas de acné superficial

Las propiedades de la crema de centella asiática

La centella asiática es también conocida como Gotu Kola y ya se utilizaba en la antigüedad en países asiáticos como India o China. La centella asiática tiene su origen en regiones subtropicales. Actualmente su uso ya se ha difundido por todo el mundo debido a sus propiedades que favorecen la regeneración de la piel.

El efecto de la centella asiática es muy positivo para la circulación de la sangre, fortaleciendo las paredes venosas y estimulando la circulación y la reconstrucción del tejido.

Principios activos de la centella asiática

De la centella asiática se extraen los dos principios activos de BlastoactivaEl asiaticósido y el ácido asiático tienen efectos aliviadores y reparadores, por lo que activan y revitalizan las células de la piel.

El asiaticósido protege la piel frente a la degradación del colágeno, ya que estimula la síntesis de este. Acelera el proceso de renovación de las células cutáneas, restaurando así la barrera epidérmica de la piel.

Por otra parte, el ácido asiático protege la flora natural de la piel, acorta el tiempo de reparación epidérmica y controla el desgaste celular de la epidermis. Los beneficios de la centella asiática son muchos. Retrasa el envejecimiento de la piel, estimula la síntesis del colágeno, mejora la cicatrización y fortalece la dermis, reparando el aspecto de la piel.

Tras la aplicación de la crema de centella asiática se consigue que la piel reaccione, activando y revitalizando las células. Asimismo, se potencia la acción reparadora y renovadora de la epidermis. Blastoactiva de Almirall es una crema reparadora, indicada en casos de pieles agredidas. Es una crema con actividad reparadora a nivel celular. Blastoactiva activa, repara y renueva la piel agredida.

 

Mª Luisa García García. Licenciada en Farmacia.
Nº colegiada 2532. Colegio Oficial Farmacéuticos de Badajoz.

Últimas publicaciones

Deja un comentario

Contacta con nosotros

Resolveremos todas tus dudas

Ya soy consumidor de Blastoactiva
Enviar